Cómo hacer una pedida de mano original y sorprendente

Cada vez es más frecuente realizar una pedida de mano original y sorprendente para pedir matrimonio. Conseguir sorprender a tu pareja y convertir ese momento en único e inolvidable es posible planificando y pensando al detalle la propuesta de matrimonio.

Origen de la pedida de mano

Tradicionalmente, la pedida era una celebración que acontecía en torno a una mesa a la hora de comer o cenar. En ese momento, se reunían los familiares más cercanos a los futuros contrayentes antes de casarse. El hombre pedía la mano de su mujer al padre de ésta, quien otorgaba en ese momento su beneplácito. Digamos que el padre de la novia era el protagonista al recaer en él la decisión de autorizar el matrimonio.

Actualmente, esta tradición ha cambiado bastante (y menos mal). La pedida de mano se le hace a la persona a la que le quiere pedir matrimonio, ella o él será el auténtico protagonista, y el único aspecto común con la pedida tradicional de hace unos años es que recoge el emotivo momento de dar el sí quiero en caso de aceptar la pedida.

Pero, ¿sabes realmente de dónde surge esta tradición? Pues del Derecho Romano. La autoridad sobre la decisión de casarse las hijas la tenían sus padres, bajo una norma conocida como “manus” (mano). Esta norma recogía el poder judicial que tenía el hombre (padre o futuro esposo) sobre la mujer. La costumbre de la pedida de mano era necesaria para que se le traspasase al pretendiente la potestad sobre su futura esposa. Vamos que la novia poco pintaba en esa ceremonia.

Si la proposición de matrimonio era aceptada por el padre de la prometida, se llevaba a cabo un intercambio de anillos: uno de hierro y otro de oro. ¿Por qué dos anillos? El anillo de hierro lo utilizaban dentro del hogar como símbolo de la fuerza, mientras que el de oro se usaba en público para mostrar el poder, sobre todo las familias más nobles y adineradas.

Hoy, poco queda ya de esa encorsetada pedida de mano, donde ni el amor ni los futuros novios eran los auténticos protagonistas de ese importante momento en sus vidas.

¿Qué debes tener en cuenta para diseñar una pedida de mano original y sorprendente?

Si quieres pedir matrimonio a tu pareja de una forma original e inolvidable debes pensar todo al detalle y tener una planificación que te ayude a atar todos los cabos sueltos.

Hoy en día, algunas Wedding planners ofrecemos nuestro servicio de pedidas de manos para ayudar al prometido, o prometida, a llevar a cabo su sueño de sorprender a su pareja en el momento de pedirle matrimonio

A continuación, te voy a dar algunas ideas que te pueden servir de inspiración a la hora de organizar tu pedida de mano original y sorprendente.

7 ideas para hacer una pedida de mano que te lleve al SÍ quiero

1. La importancia del sitio

Tienes dos opciones: buscar un sitio público rodeado de amigos y de gente, o puedes optar por hacerla de manera más privada en un lugar más íntimo y romántico. La elección del sitio dependerá de vuestra personalidad y de cómo sea tu pareja.

2. La música como protagonista

Una vez elegido el sitio, ahora toca pensar cómo hacer la pedida original y sorprendente. En los últimos años, se ha puesto de moda pedir matrimonio de forma divertida con música a través de un flashmob. Para llevarla a cabo necesitarás contar con familiares y amigos con los que preparar una coreografía y bailar una canción que os guste y signifique algo para vosotros como pareja. También puedes optar por contratar una empresa especializada con bailarines y que ellos hagan la performance directamente como show para vosotros de forma sorpresiva. Tanto una opción como la otra requiere de cierta coordinación y preparación para que todo se lleve a cabo de la forma más natural posible y que no haya sorpresas desagradables en el último momento que haga peligrar la pedida. ¡Tenlo en cuenta!

3. Mensaje en el espejo

Si prefieres algo más íntimo y personal, resulta muy romántico pedir matrimonio a tu pareja escribiéndole un mensaje en el espejo. La idea es organizar un plan romántico tipo una cena, ir al teatro, etc. y al llegar a casa se encuentre la sorpresa preparada a la luz de las velas, con flores y algunos bombones, por ejemplo. Un detalle que siempre añade mucha emoción a este momento es llenar el espejo de fotografías de vuestra historia de amor.

4. Momento gourmet romántico

Para las parejas amantes de la gastronomía puede resultar muy original aprovechar la elaboración de algún plato o postre para introducir algún detalle tipo mensaje que deje sin palabras a la pareja. Puedes hacer esta cena en un restaurante y preparar la sorpresa con los empleados o preparar una cena super especial en la intimidad y tranquilidad de casa.

5. Juego de pistas

Si te gustaría hacer una pedida de mano original en casa una opción divertida es planificar un juego de pistas por diferentes estancias de la casa que lleven hasta la propuesta de matrimonio. Estás pistas las puedes hacer con frases románticas o fotografías vuestras a las que tu pareja llegará siguiendo un camino de pétalos, por ejemplo. Aquí hay que darle rienda suelta a la imaginación.

6. Video emotivo

Si te gustaría hacer partícipes a familiares y amigos del momento de la pedida de mano, la tecnología es una gran aliada. Puedes realizar un vídeo que haga un recorrido por vuestra historia de amor y en el que aparezcan amigos y familiares compartiendo recuerdos de la misma. El cierre del vídeo puede ser el momento en el que aparezcas tú pidiéndole matrimonio. La emoción y las lágrimas están aseguradas.

7. Caja de sorpresas

Los recuerdos siempre emocionan y aportan mucha emoción a cualquier momento. Puedes preparar una caja de recuerdos de vuestra historia de amor con entradas de conciertos, fotografías, billetes de avión de viajes que hayáis hecho, etc. Es una forma muy original y juvenil de pedirle matrimonio prestando atención a detalles de vuestra historia de amor que a tu pareja le encantará recordar y que no olvidará nunca.

Estas son algunas ideas, pero existen infinitas posibilidades de convertir la pedida de mano en un recuerdo inolvidable para la pareja.  Sólo debes pensar en cómo es tu pareja, y cómo es vuestra historia de amor, y seguro que encuentras ideas para hacer una pedida de mano original y sorprendente.

Y si te faltan ideas o simplemente quieres contar con alguien que te ayude a darle forma para que no se escape ningún detalle con los nervios, siempre puedes contar con mi ayuda a través de mi servicio de organización de pedidas de mano. ¿Hablamos y empezamos a diseñar ese momento inolvidable? Pincha aquí y agenda una sesión conmigo totalmente gratuita para conocernos y saber cómo puedo ayudarte. Recuerda que una boda original empieza con una pedida de mano original y sorprendente. Y que no se te olvide: los protagonistas sois vosotros y vuestra historia de amor.

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Reader Interactions

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

twenty + nine =

Soy Begoña fundadora de Love at Forty

Llevo trabajando más de doce años en empresas del sector privado, concretamente en el sector financiero,  con presupuestos, viabilidades económicas  de proyectos, manejando plazos de entrega y gestionando un gran estrés en épocas de cierre de año. Mi vena “Planner” es mi punto fuerte y se gestionar muy bien todo tipo de situaciones de estrés sacando el máximo partido a un presupuesto y el trabajo que ello conlleva.

No te lo pierdas

Apúntate a mi newsletter para recibir las últimas noticias de LOVE AT FORTY 

Categories
Abrir chat